lunes, 4 de abril de 2016

Un planeta como la Tierra nace cerca en la galaxia

El telescopio ALMA capta con detalle un área del espacio a 175 años luz donde puede estar formándose una versión infantil de nuestro mundo

La mejor imagen que ALMA ha obtenido de un disco protoplanetario hasta la fecha. La estrella TW Hydrae muestra anillos y brechas que revelan planetas en formación. - S. Andrews (Harvard-Smithsonian CfA); B. Saxton (NRAO/AUI/NSF); ALMA (ESO/NAOJ/NRAO)

El telescopio ALMA (Atacama Large Millimeter/submillimeter Array) en el desierto de Atacama, en Chile, ha captado, con el mayor detalle logrado hasta ahora, el disco con formación de planetas que hay alrededor de la estrella similar al Sol TW Hydrae. La imagen revela una prometedora brecha a la misma distancia de la estrella a la que se encuentra la Tierra del Sol, lo cual puede significar que está empezando a nacer una versión infantil de nuestro planeta o, posiblemente, una supertierra, más masiva.
La estrella TW Hydrae, en la constelación de Hydra, es muy conocida para los astrónomos debido a su proximidad a la Tierra (se sitúa unos 175 años luz de distancia) y su condición de estrella infante (tiene cerca de 10 millones años). Además, desde la Tierra, la vemos de cara, lo cual ofrece una vista poco habitual y sin distorsiones de los discos protoplanetarios que hay a su alrededor.
«Estudios anteriores, realizados con telescopios ópticos y con radiotelescopios, confirman que TW Hydrae alberga un prominente disco cuyas características sugieren que hay planetas comenzando a formarse», afirma Sean Andrews, del Centro de Astrofísica Harvard-Smithsonian en Cambridge, Massachusetts (EE.UU.) y principal autor de un artículo publicado en la revista Astrophysical Journal Letters. «Las nuevas imágenes de ALMA muestran el disco con un detalle sin precedentes, revelando una serie de anillos concéntricos de brillante polvo y zonas oscuras, con interesantes características que pueden indicar que se está formando un planeta con una órbita parecida a la de la Tierra».

En las nuevas imágenes hay otras zonas con pronunciadas brechas que se encuentran a 3.000 millones y 6.000 millones de kilómetros de la estrella central, distancias similares a las medias que separan al Sol de Urano y Plutón dentro de nuestro Sistema Solar. También parecen ser el resultado de la unión de partículas que acabarán dando lugar a planetas, que más tarde barrerán sus órbitas de polvo y gas y concentrarán el material restante en bandas bien definidas.
«TW Hydrae es bastante especial. Es el disco protoplanetario conocido más cercano a la Tierra y puede ser muy parecido al Sistema Solar cuando tenía sólo 10 millones de años de edad», añade el coautor del artículo David Wilner, también del Harvard-Smithsonian.
Anteriores observaciones realizadas con el telescopio espacial Herschel de la Agencia Espacial Europea (ESA) descubrieron que TW Hydrae tiene material suficientemente masivo como para formar hasta 50 mundos del tamaño de Júpiter, el mayor cuerpo celeste de nuestro vecindario después del Sol. Estudiando el disco de TW Hydrae, los astrónomos esperan comprender mejor la evolución de nuestro propio planeta y las perspectivas para sistemas similares de la Vía Láctea.


Share:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Translate

SÍGUENOS EN FACEBOOK

Publicidad

Visitas

Publicidad

Popular Posts